Airbus Defence and Space

30 aniversario de Ariane

Un homenaje personal de parte de los CEOs de Airbus Defence and Space

François Auque, CEO de Airbus Defence and SpaceFrançois Auque, CEO de Airbus Defence and Space: “Ariane fue un trampolín para la fundación y desarrollo de la industria espacial europea, de hecho, es uno de los principales elementos en la fundación de Airbus Defence and Space. Como garante del acceso independiente de Europa al espacio, es asimismo un símbolo de los grandes éxitos que la industria espacial europea puede lograr cuando une sus fuerzas de forma inteligente. A través de los satélites que lanza —muchos de los cuales fabrica Airbus Defence and Space— hace que nuestra vida sea más fácil y más segura. Además, y gracias en gran medida a su nivel de fiabilidad sin rival, Ariane es el líder del mercado mundial con un sonoro éxito comercial. De todas las aventuras espaciales europeas, esta es sin duda, una de las más sobresalientes. Para mí, cada vez que presencio el lanzamiento de un Ariane —y he visto bastantes— hay unos segundos en los que experimento todo un torrente de emociones, por que sé qué nivel de madurez tecnológica implica un lanzamiento satisfactorio”.

Alain Charmeau, CEO de Airbus Defence and SpaceAlain Charmeau, CEO de Airbus Defence and Space: “Sé que hablo por todos nuestros empleados cuando digo que incluso después de tantos lanzamientos, en cada nuevo lanzamiento todavía se nos corta la respiración. Han pasado treinta años y la sensación de emoción sigue siendo la misma. Los empleados de Airbus Defence and Space pueden decir con gran orgullo que, gracias a largos años de dura labor y empeño, somos capaces de suministrar sistemáticamente un lanzador integrado y probado a nuestro cliente, Arianespace, con la calidad, en el plazo y el coste acordados. Y con cada lanzamiento, Airbus Defence and Space demuestra no sólo su habilidad y capacidad para cumplir, sino también que es una empresa en la que se puede confiar”. En lo que respecta al impacto industrial del programa, Charmeau nos recuerda que el programa Ariane “garantiza miles de empleos cualificados por toda la industria espacial europea —desde pymes a agencias, institutos y la mayor compañía espacial, Airbus Defence and Space”. En cuanto al mercado comercial, Charmeau resalta que “en la actualidad Ariane es el único cohete capaz de lanzar dos cargas útiles simultáneamente, ofreciendo así la mayor capacidad existente en el mercado comercial. Como conclusión, han sido tres décadas de un éxito extraordinario, no exentos de duros retos, pero que claramente han demostrado el conocimiento y la experiencia que posee Europa”.

Evert Dudok, CEO de Airbus Defence and SpaceEvert Dudok, CEO de Airbus Defence and Space: “Sin Ariane, hay varias misiones espaciales que no habrían sido posibles. Muchos de nuestros satélites fueron lanzados con éxito por Ariane: entre ellos, misiones célebres de observación de la Tierra e investigación, tales como Envisat, Soho, Rosetta y Herschel, así como varios satélites de telecomunicaciones como los Skynet 5s. Cualquiera que sea su destino —en órbita alrededor de la Tierra o en las profundidades del espacio— la precisión y fiabilidad Ariane no tienen rival y todos nosotros dentro de Airbus Defence and Space nos beneficiamos de ello. Desde un punto de vista más personal, me gustaría decir que el lanzamiento de un cohete Ariane es sin duda un acontecimiento inolvidable. Para mí la explosión de sonido y su soberbio y majestuoso ascenso es muy emocionante”.

Eric Beranger, CEO de Airbus Defence and SpaceEric Béranger, CEO de Airbus Defence and Space: “Para mí es muy simple. Pienso que sin Ariane sería improbable que existiera Airbus Defence and Space, y quizá la propia Airbus Defence and Space. Yo empecé mi carrera profesional con algunos de los que fueron pioneros en la aparición de las comunicaciones vía satélite, aquellos que recibieron las primeras señales de TV de “Early Bird” en Pleumeur Bodou, en Bretaña. Era una época muy emocionante. A los que construyeron las primeras estaciones terrenas en los territorios franceses de ultramar, cuando había sólo un barco cada seis meses, prácticamente se los abandonaba con unas cajas de material y se esperaba de ellos que construyeran y operaran las estaciones con tan solo sus manos. Es la misma gente que también abrió el camino al primer satélite europeo experimental de telecomunicaciones, un programa francoalemán denominado Symphonie. En aquella época no había Ariane y el único modo de lanzar un satélite era pedir que llevaran uno en un lanzador estadounidense. Para poder lanzarlo, aquellos pioneros tuvieron que prometer que nunca utilizarían aquel satélite para actividad comercial alguna. Siempre lo recordaré, y cada vez que veo despegar un Ariane, pienso de inmediato en el acceso independiente al espacio, sin el cual nuestro negocio simplemente no existiría. Cada lanzamiento de Ariane ilumina la noche de Guayana. No olvidemos sin embargo que también ha iluminado la senda a nuestro futuro”.

Airbus Defence and SpaceLanzadorArianeAriane 5