Airbus Defence and Space

Misiones espaciales tripuladas Todos los articulos

¡A Marte!

Un nuevo capítulo en la exploración humana de lo desconocido

7.000 metros cuadrados, el área que cubre un campo de fútbol grande, es lo que ocupa la Estación Espacial Internacional, la mayor estructura en el espacio fabricada por el hombre hasta la fecha. La EEI gira en torno a la Tierra a una altitud de 386 Km y a una velocidad de 28.000 Km por hora. © Airbus Defence and Space/Silicon Worlds

Pocas semanas antes del quincuagésimo aniversario de aquella hazaña pionera de Yuri Gagarin, a 350 kilómetros sobre la Tierra se presentó una ocasión única: la totalidad de los ingenios de aprovisionamiento de la Estación Espacial Internacional (EEI) estaban atracados simultáneamente en el complejo orbital (a excepción de la cápsula rusa Progress): el Space Shuttle estadounidense, el segundo ATV europeo “Johannes Kepler” y el ingenio de abastecimiento HTV japonés. También estaban allí dos cápsulas rusas Soyuz. Medio siglo después del primer vuelo espacial tripulado, esta ocasión da un vivo testimonio de la gran visión de Gagarin: “Me gustaría volar en una nave espacial cuya tripulación estuviera compuesta por jóvenes astronautas de varias nacionalidades, por rusos, indios, estadounidenses”, decía. “Pero por ahora todo eso es sólo un sueño”.

Izquierda: 7.000 metros cuadrados, el área que cubre un campo de fútbol grande, es lo que ocupa la Estación Espacial Internacional, la mayor estructura en el espacio fabricada por el hombre hasta la fecha. La EEI gira en torno a la Tierra a una altitud de 386 Km y a una velocidad de 28.000 Km por hora. © Airbus Defence and Space/Silicon Worlds

La EEI está habitada desde el 2000 y representa la presencia permanente del hombre en el espacio. © ESA

El sueño de Gagarin se ha convertido en una realidad. En la Estación Espacial, que como mínimo permanecerá en servicio hasta 2020 —es decir, cinco años más de lo previsto— habitan y trabajan juntos astronautas de muchos países distintos para hacer realidad visiones todavía mayores.

Derecha: La EEI está habitada desde el 2000 y representa la presencia permanente del hombre en el espacio. © ESA

Utilizan el laboratorio espacial para comprender y compensar mejor los esfuerzos a los que se ve sometido el cuerpo humano en las misiones de larga duración, ensayan nuevos materiales o experimentan el cultivo de alimentos en condiciones de ingravidez. Porque si un día los seres humanos llegan a destinos todavía más lejanos, deberán ser lo más independientes posible de entregas de suministros y tendrán que poder autoabastecerse ampliamente por sí mismos.

El prototipo del rover robotizado “ExoMars” para la exploración del planeta Marte. Los ingenieros de Airbus Defence and Space se están asegurando de que este rover sea capaz de ir, literalmente, adonde ningún rover ha ido antes.© Airbus Defence and Space

“¡A Marte!” — así se saludaban ya a principios de los años 30 los miembros del “Grupo para Estudio de la Propulsión a Reacción” de Moscú. Entre sus fundadores se encontraba también el ingeniero Sergei Koriolov, que 30 años después iba a dirigir la construcción del cohete Vostok para el vuelo de Yuri Gagarin al espacio.

Izquierda: El prototipo del rover robotizado “ExoMars” para la exploración del planeta Marte. Los ingenieros de Airbus Defence and Space se están asegurando de que este rover sea capaz de ir, literalmente, adonde ningún rover ha ido antes.© Airbus Defence and Space

Desde entonces el Planeta Rojo no ha cesado de atraer a los astronautas. Pero cada vez es más obvio que la exploración tripulada de la Luna o de otros planetas implica un esfuerzo ingente, algo casi imposible de llevar a cabo un país en solitario. Precisa de la creación de una infraestructura espacial duradera en el marco de la cooperación internacional, de manera similar a como se hizo con la EEI. Con sus logros en relación con la Estación Espacial, Europa está bien posicionada para asumir un papel central en otros avances ulteriores hacia el cosmos.

Varios estudios llevados a cabo por Airbus Defence and Space ya han demostrado cómo puede rediseñarse el ATV para convertirlo en una nave espacial para misiones tripuladas. En primera instancia, habría que hacer que este transporte de carga pudiera volver a la Tierra. El vuelo inaugural de un ARV (Advanced Re-entry Vehicle) de este tipo podría tener lugar en 2016, según Michael Menking, Director en Airbus Defence and Space de Sistemas Orbitales y Exploración Espacial. Contar con un transporte de regreso seguro, aunque fuera simplemente para experimentos y equipo, ya representaría una gran ventaja en la operación de la EEI; ampliarlo posteriormente al transporte de personal sería el siguiente paso lógico. En cualquier caso, gracias a sus sistemas redundantes de alto nivel, el ATV ya cumple hoy mismo con los requisitos de seguridad precisos para el vuelo tripulado.

¿Cuáles son las tecnologías necesarias para posarse con suavidad y precisión sobre la Luna e investigar allí? Airbus Defence and Space trabaja en este momento, por encargo de la Agencia Espacial Europea (ESA), en el estudio “Lunar Lander”. © Airbus Defence and Space

Derecha: ¿Cuáles son las tecnologías necesarias para posarse con suavidad y precisión sobre la Luna e investigar allí? Airbus Defence and Space trabaja en este momento, por encargo de la Agencia Espacial Europea (ESA), en el estudio “Lunar Lander”. © Airbus Defence and Space

Airbus Defence and Space también tiene la Luna en su punto de mira. El concepto Lunar Lander prevé colocar una estación de investigación no tripulada y un rover en el polo sur de nuestro satélite. “Antes de enviar gente a la Luna debemos primero asegurarnos de que dominamos la técnica del aterrizaje suave”, dice Detlef Wilde, responsable en Airbus Defence and Space de Desarrollos de Exploración. Esta misión podría volar hacia 2017/2018 y convertirse en otro hito más en la senda de la humanidad hacia el cosmos.

En 2034 se cumple el centenario del nacimiento de Yuri Gagarin, y dos años después es el septuagésimo quinto aniversario de su histórico vuelo espacial. Sobre si habrá festejos en la Luna o en el Planeta Rojo... en eso estamos.

Cita de Yuri Gagarin:

“No tengo que decirles lo que sentí cuando me sugirieron que debería ser yo quien hiciera este vuelo. No era precisamente júbilo, era algo más. Tampoco era orgullo solamente. Sentí una gran alegría. Ser el primero en adentrarse en el cosmos, a participar en un duelo sin precedentes con la naturaleza —¿puede alguien soñar con algo mejor que eso? Pero inmediatamente después de que pensé en la enorme responsabilidad, pensé: ser el primero en hacer lo que generaciones de personas han soñado: ser el primero en abrir el camino hacia el espacio para la humanidad. Esta responsabilidad no es hacia una persona, no hacia unas pocas docenas, no hacia un grupo. Es una responsabilidad hacia toda la humanidad —a su presente y su futuro.”

 

Medio siglo de vuelos espaciales tripulados: Hombre en el Espacio

Vivir en el espacio: Hombre en el Espacio & ISS

 

ISSSistema solarATVColumbus