Airbus Defence and Space

¿De vuelta a la Luna tras el descubrimiento de agua...?

Los científicos de la NASA dicen haber encontrado al menos 25 galones de agua tras estrellar intencionadamente una sonda en un cráter de la zona polar sur de la Luna.

La misión del Satélite de Observación y Detección de Cráter Lunar LCROSS implicó dos choques en un cráter sito en la zona de sombra perpetua, cerca del polo sur lunar, el 9 de octubre. En primer lugar, el casco vacío de un cohete impactó en el cráter Cabeus. Un ingenio espacial que lo acompañaba, Centaur, registró en directo todo el espectáculo antes de estrellarse también en el mismo lugar cuatro minutos después.

 

Los datos muestran que había agua tanto en el penacho de vapor de gran ángulo que se generó como en la cortina de material expulsado que creó el impacto de LCROSS/Centaur. NASA está convencida ahora de que al menos un lugar de la Luna contiene agua, bajo forma de hielo y vapor. El estudio de los hallazgos de la sonda podría arrojar luz sobre la evolución del sistema solar, del mismo modo que un núcleo de hielo extraído del subsuelo profundo de la superficie terrestre revela datos sobre remotos acontecimientos geológicos.

 

Este descubrimiento vuelve a poner sobre el tapete la cuestión de si la Luna podría considerarse un campamento base de cara a una más amplia exploración del espacio.

 

La labor de LCROSS confirma un descubrimiento previo anunciado en septiembre por la misión india Chandrayaan-1, que encontró pequeñas cantidades de agua en el suelo lunar.

LunaUniversoExploración espacial