Airbus Defence and Space

Misiones espaciales tripuladas Todos los articulos

El último vuelo del ATV

Cuando el ATV-5 Georges Lemaître desatraque de la ISS entrará en su última fase una significativa misión de la astronáutica europea.

El 14 de febrero este ingenio espacial europeo de transporte se separará de la Estación Espacial Internacional (ISS) para poco después arder en las capas superiores de la atmósfera terrestre. Será el último viaje del Vehículo Automatizado de Transferencia, y con él llega a su término un capítulo de especial éxito en la historia de la astronáutica europea. A lo largo de los últimos siete años, un total de cinco ATV se han encargado de que los astronautas de la ISS contaran con suficientes alimentos, agua, oxígeno, combustible y material de investigación. El ingenio podía transportar casi siete toneladas de suministros; ninguna otra nave espacial de carga llega a tanto.

Los ATV permanecían atracados a la Estación durante un período de hasta seis meses, durante los cuales efectuaban maniobras de corrección de trayectoria con sus motores, servían de muy apreciada área de descanso a su tripulación y, al final, incluso se llevaban consigo sus residuos. e incluso al final, se llevaban consigo los residuos.

En gran medida, el módulo de servicio de la nave estadounidense Orion se basa en tecnología del ATV y se encargará de funciones primordiales de sistema como propulsión, energía, control térmico y suministro de agua y aire respirable. A diferencia del ATV, sin embargo, Orion no ha sido diseñado para transporte de carga, sino para vuelo tripulado. Llevará hasta cuatro astronautas al espacio, tan lejos como nunca se haya hecho antes: a la Luna, a los asteroides, incluso quizá a Marte. Al final de este decenio un vuelo de ensayo no tripulado en torno a la Luna mostrará si la astronáutica europea está lista para el próximo “salto de gigante”.

ISS