Airbus Defence and Space

En alta mar

SCOTPatrol – el terminal naval de comunicaciones por satélite de nueva generación

La familia de terminales SCOT acogió a un nuevo miembro con el lanzamiento de SCOTPatrol. Este terminal naval de comunicaciones por satélite de nueva generación es más ligero y precisa menos mantenimiento, lo que lo hace ideal para naves de menor tamaño, como los patrulleros de altura (OPV, en su acrónimo inglés).

Apuntarse a un satélite que está a 36.000 kilómetros no es exactamente cosa fácil, sobre todo en mar arbolada. Diseñados para eliminar el movimiento del barco en las condiciones más severas, a los terminales SCOTPatrol se les exige que hagan precisamente eso, una tarea ahora estándar de esta familia de productos cuyo origen se remonta a casi cuatro décadas.

“Desde el principio fue un diseño muy elegante”, dice Keith Murray, Director de Producto de Terminales Navales de Airbus Defence and Space en Portsmouth (Reino Unido), que explica que la tecnología que lo respalda es la equilibrada plataforma del terminal, estabilizada en los tres ejes. A diferencia de los sistemas de dos ejes, el diseño de SCOT evita el efecto ‘ojo de cerradura’ (una ‘zona ciega’ que ocurre cuando el satélite pasa directamente por encima de la antena) y permite que esta permanezca orientada con precisión al satélite, manteniendo así ininterrumpidas las comunicaciones navales operativas. El resultado es una “cobertura hemisférica completa, con independencia de la posición geográfica o situación del mar”, afirma Keith

Todos los días, a todas horas

SCOTPatrol sí ofrece, sin embargo, muchas características nuevas en comparación con productos anteriores. El sistema fue desarrollado principalmente para buques que llevan a cabo misiones menos militarizadas, como patrulla de altamar, protección de pesquerías, seguridad de fronteras y lucha antidroga. “Está dirigido a los barcos de apoyo y corbetas pequeñas, cuya superestructura no es tan fuerte, y es incapaz de soportar equipo pesado si no se modifica”, explica Keith.

SCOTPatrol – el terminal naval de comunicaciones por satélite de nueva generaciónSCOTPatrol es el más ligero terminal naval de comunicaciones vía satélite en su género, con un peso total de 90 kilogramos, incluido el domo del radar, bastante menos que los 275 kilogramos de las generaciones pasadas. La reducción de peso se ha logrado mayoritariamente a través de su nuevo diseño en fibra de carbono, desarrollado mediante una colaboración con el socio Carbon Fibre Technologies (CFT). “Se trata de un material que permite formas más orgánicas, que controlan las tensiones con mayor facilidad, y hace posible reducir la cantidad de otros componentes, como, por ejemplo, rodamientos. También ofrece un mejor índice robustez/peso”, añade Keith. La robustez es un factor importante si se tiene en cuenta que el terminal no sólo tiene que soportar las vibraciones de los modernos buques de mar, sino también golpes de una aceleración de hasta 120 G, que podrían estar causados, por ejemplo, por explosiones bajo la superficie.

Foto sobra: Ian Wilmott, Ingeniero Mecánico Jefe (izquierda), y Keith Murray, Director de Producto, Terminales Navales, sujetan la antena de SCOTPatrol, demostrando lo ligero que es el conjunto de antena.

Otras de las ventajas a lo largo de toda su vida útil son los menores costes, gracias a su mayor ancho de banda (hasta 1.024 kbps en banda X), y el hecho de que haya sido diseñado para ser un terminal de comunicaciones vía satélite en funcionamiento 24 horas al día, siete días por semana. Para ilustrar las ventajas de SCOTPatrol sobre los servicios Inmarsat, Keith compara ambos con la telefonía móvil: “Inmarsat equivaldría al concepto de ‘pagar por uso’, en el que las armadas tienen que pagar por cada llamada, mientras que nuestro producto ofrece lo que podríamos describir como una tarifa plana mensual, con todo incluido”.

Con SCOTPatrol también se ha simplificado la instalación. Su componente bajo cubierta –el módem, ordenador portátil, router, unidad de control de antena y equipo IF– va contenido dentro de una carcasa de traslado, que puede ser instalada con rapidez por un equipo de dos personas. “Simplemente tienen que amarrar la carcasa a la superficie del suelo o a un bastidor, conectar la red, la alimentación y la antena, y ya está listo”, explica Keith. Así puede trasladarse el equipo de barco a barco y luego adaptarlo a misiones específicas, evitando los costes de una instalación fija en toda la flota.

Nueve vidas

La primera versión de SCOTPatrol es una variante en banda X con un plato de antena de 0,8  metros de diámetro. Dependiendo de la acogida que tenga entre las armadas navales clientes, se han previsto nueve variantes en total, basadas en banda X, Ku y banda militar Ka, y con antenas de 1,2, 1,0 y 0,8 metros de diámetro. Para un futuro próximo también se ha pensado en una versión de doble banda. El producto fue lanzado durante la conferencia de Patrulla de Altura y Seguridad que tuvo lugar en marzo, y fue expuesto en las muestras IMDEX y MilSatCom Asia en mayo, lo que ayudó al equipo a recoger información y estudiar varias solicitudes de presupuesto. “Estamos mostrando a nuestros clientes que la capacidad está allí y viendo cómo reacciona el mercado. Tenemos la convicción de que SCOTPatrol tiene un gran potencial de futuro”, concluye Keith.

Antena de SCOTPatrol y carcasas de traslado

Izquierda: antena de SCOTPatrol. Derecha: carcasas de traslado que contienen el equipo bajo cubierta. La superior contiene el equipo de banda base (módem, router y ordenador portátil). La inferior es la unidad de control de antena (ACU).